¿Qué necesitás?

  • Cualquier lugar al aire libre es bueno, por ejemplo el jardín, un cajón de arena o un descampado que tenga tierra para cavar.
  • Tierra, palas, rastrillos pequeños, baldes y un poco de agua, porque hacer barro puede ser divertido.

¿Qué hay que hacer?

  • Los niños pueden jugar a construir algo, a enterrar un tesoro, a ser granjeros, a hacer tortas de barro, a cavar túneles para coches y camiones de juguete.
  • Pueden usar ramas o piedras para transportarlos o para decorar las “tortas”.

Consejos de seguridad:

  • Asegurate de que los niños no utilicen tierra que pueda estar contaminada por animales.
  • Asegurate de que los niños no se pongan las manos con tierra en la boca.
  • Las mezclas para jardinería son peligrosas, ya que contienen bacterias potencialmente dañinas; no las uses.
  • Asegurate de que cualquier corte esté cubierto. Es importante lavarse las manos al terminar.